Abanico Ventalle

280.00

Madera de olivo y latón cepillado.

El campo de olivos se abre y se cierra como un abanico. Tiembla junco y penunbra a la orilla del río.
F.G.Lorca

Inspirado en el paisaje del olivar que se ordena en el horizonte en planos y se superponen las lomas como láminas de un abanico. El agua de los ríos jaeneros irrumpe con fuerza y se abre paso, baña las tierras y surge la vida.

Edición limitada (100)